cría de insectos

Aragón ya cuenta con una planta de cría de insectos

Investigadores del Instituto Agroalimentario de Aragón (IA2-Unizar/CITA) han puesto en marcha una planta piloto en Aragón de cría de Tenebrio molitor (gusano de la harina). Esta puesta en marcha se enmarca dentro de un proyecto de cooperación regional para la evaluación de la cría de insectos como fuente de proteína alternativa.

Tal y como publica el Heraldo, la planta piloto de cría de insectos cuenta con dos instalaciones experimentales en:

  • El Servicio de Experimentación Animal de la Universidad de Zaragoza.
  • La incubadora Ceminem: actualmente mantiene las colonias de Tenebrio molitor o gusano de la harina.

Los investigadores del IA2-Unizar/CITA han trabajado durante un año en la optimización del proceso de cría de insectos. En este periodo se ha evaluado el efecto de diferentes dietas y condiciones ambientales.

Se han realizado algunos experimentos relacionados con la dieta de los propios insectos, como con subproductos agroalimentarios. También se han probado técnicas de sacrificio, procesado y conservación de las larvas con el objetivo de mejorar su vida útil.

Además, se han desarrollado dos formulaciones de productos para alimentación de animales de compañía que contienen larvas procesadas en su composición.

Para un futuro próximo, ya se está valorando la inclusión de harina de insectos en la dieta de gallinas ponedoras y estimar sus efectos sobre la calidad del huevo. Se estudiarán dos grupos de gallinas, unas alimentadas con pienso preparado con insectos y otras con uno convencional, para averiguar el efecto de esta dieta en la calidad y cantidad de los huevos.

La cría de insectos: una oportunidad para reaprovechar subproductos y residuos

La cría de insectos se puede aprovechar como recurso alimentario para producirlos con subproductos, residuos agroindustriales y domésticos vegetales como fuente de alimentación; por ahora está prohibido el aprovechamiento de residuos de origen animal.

Se ha documentado la cría de distintas especies de insectos con derivados del procesado de cereales o de residuos de las industrias panificadoras, oleícolas, de transformación de alimentos y de cosecha de frutas y hortalizas.

Se espera que próximamente la Unión Europea permita la utilización de residuos domésticos y de la producción animal, como estiércoles, residuos de matadero o restos de pescado. La utilización de este tipo de ingredientes abarata costes de producción y reduce la contaminación ambiental y los costes de reciclado.

Por ahora, la UE permite la utilización como alimento para animales de 7 especies de insectos: larvas de mosca común y mosca soldado negra y de dos especies de escarabajos, y ninfas de tres especies de grillos.

No comentario

Realiza un comentario